domingo, 10 de febreiro de 2019

"Esta es una escena por la que un marinero daría sus ojos"


Esta es una escena por la que un marinero daría sus ojos. El barco es ignorado. El iceberg asciende y de nuevo se hunde; sus vítreas cumbres corrigen elipses en el cielo. Esta es una escena donde quien pisa las tablas se vuelve torpemente retórico. Es tan ligero el telón que podrías subirlo con las más finas cuerdas, espirales de viento que la nieve ofrece. La lucidez de estas blancas cumbres compite con el sol. Su peso el iceberg desafía sobre un escenario cambiante y resiste y observa.


Este iceberg labra sus facetas desde dentro. Como joyas de una tumba se salva a sí mismo, siempre, y sólo a sí mismo se embellece, y tal vez a las nieves que tanto nos sorprenden flotando sobre el mar.

Elisabeth Bishop 

mércores, 30 de xaneiro de 2019

“¡Oh, mi mundo ya no existe!” versos de Mircea Cārtārescu




 Traducción: Marian Ochoa de Eribe.

Reseña crítica de 'El guante de plástico rosa' de Dolors Miquel (Poesía)




Dolors, Miquel, El guant de plàstic rosa / El guante de plástico rosa, Libros de la Marisma, Madrid, 2018. 

Publicada en "Nayagua. Revista de poesía del Fundación Centro de Poesía José Hierro"  nº 28, Junio 2018.

Leer aquí

DESGUACE POÉTICO

Este es un libro tramposo, tramposo como una mujer.
Decía Barbey D'Aurevilly allá por el siglo XIX que para los dandies como para las mujeres 'parecer es ser'. He aquí la feminidad, puesta en bandeja en una larga larga, como el tiempo de la tradición, mesa familiar.

En este texto la lectora, el lector de poesía asiste al después de una última cena romántica, y realiza el mismo viaje que hacen los restos orgánicos en el fregadero. Aquí, la poética de Dolors Miquel enfoca el conflicto de los roles de género en una pareja, y es así que el lector se convierte también en un residuo humano, impelido a rodar y rodar hasta el centro del sumidero, en un recorrido laberíntico que termina en el centro del desagüe, aunque por veces se pierde lejos de este confinamiento a otros paisajes, como lo hace también el hombre despojado al que la voz poética amó y mató en una relación violenta y vertiginosa. El texto hilvana fragmentos con filo de aguja, y hace confluir en la lectura al lector arroyado, al amante muerto y a la narradora ensoñada, transportándolos al fondo de las aguas sucias de la desesperación.
Para los que buscan una explicación cautelosamente racional, diré que esta carta póstuma hechapoema es la crónica de la muerte de un amor anunciada. Y es que no es posible la relación sexual. Este hombre muerto, que le dió a la voz poética aborto y dolor, pero también placer y qué pensar, agoniza en un escenario antinatural, la cocina de la casa. Pero el simbolismo mortuorio del libro conecta con la naturaleza porque ¿Acaso hay mejor lugar para el combate entre la pulsión de vida y la pulsión de muerte de la sentimentalidad?

Este hondo y bello texto, luminoso a pesar de la presencia de cuerpos como despojos, imágenes de cipreses tétricos y clamor de plañideras, es todo él una reflexión categórica de sentires que llevaron a este hombre a la muerte y a esta mujer a hablar de ella. Se despliegan aquí numerosas imágenes que desangran enumeraciones de tipos de muertes y tipos de muertos, y remiten al final de la vida a través del canto de esta amante sin espera, ejecutora perjudicada.
Como decía, el libro firmado por Miquel es tramposo, porque tiene un título pop, un título sobre un material, un útil colorido. Es verdad que el sintagma nominal que ordena el volumen 'el guante de plástico rosa' no muestra acción, esto predispone ya a un relato estático, a la asepsia del deseo de la muerte del otro.
El campo semántico del guante de fregar nos lleva a un espacio cerrado, como marcado está también el color rosa. ¿Será determinante para la voz poética que esa segunda piel que protege del sangrado sea de plástico en vez de goma para mostrar lo desechable? ¿Querrá acercarnos al quirófano del hombre para alejarnos de la cocina de la mujer? ¿Le interesará que se superponga la imagen de los 'guantes de médico' para que prejuiciemos la disección del macho? Interesante la duda sin resolver que plantea el título.
El compendido de poemas que tenemos entre manos, propone un juego de dicotomías que desafían alsentido a través del lenguaje, usado y desguzado en catarsis. La palabra en este acontecimiento es blanca, y sana y salva.


Hasta aquí el spoiler, pero lean lean este magnífico libro de la autora catalana, premiado con el LIV Premio de Poesía Ausiàs March de Gandía 2016 y traducido al castellano delicadamente por la poeta Miriam Reyes, en edición de Los libros de la Marisma. Porque la poesía tiene esta gran ventaja: lo que se cuenta no caduca, importa cómo se dice.

Ana Cibeira



sábado, 16 de xuño de 2018

Матрёшка


Un oggetto che proviene dalla tradizione russa, apparsa alla fine del XIX secolo, anche se per alcuni proveniente in origine dal Giappone (isola di Honsu). Matrioška indica immediatamente una simbologia dell’universo femminile, letteralmente matrëška è il diminutivo – vezzeggiativo di matrëna, diffuso nome proprio russo derivante dal latino mater, ma è anche un modo per dominare lo spazio, perché contraddice il fatto che uno stesso luogo non possa essere occupato da più di un oggetto, e rimanda alla molteplicità dell’io. L’idea di qualcosa contenuto in qualcos’altro, che a sua volta contiene qualcosa di più piccolo e così via, richiama l’idea della reductio ad infinitum. Quello che una Matrioška potrebbe esprimere è dunque l’idea di infinito. Una Matrioška infinita non l’abbiamo mai vista, se non nella nostra immaginazione.

Vén de aquí: http://www.dinamopress.it/news/matrioske-di-tutto-il-mondo-unitevi

Un objeto que proviene de la tradición rusa, apareció a finales del siglo XIX, aunque para algunos procedentes originalmente de Japón (isla de Honsu). Matryoshka indica inmediatamente a un simbolismo femenino del universo, literalmente matrëška es corto - expresión de cariño de Matrena, dio a conocer su nombre ruso deriva del latín mater, pero también es una manera de dominar el espacio, ya que contradice el hecho de que el mismo lugar no puede ser ocupada por más de un objeto, y se refiere a la multiplicidad del yo. La idea del contenido de algo en otra cosa, que a su vez contiene algo más pequeño y así sucesivamente, recuerda la idea de reductio ad infinitum. Lo que un Matryoshka podría expresarlo de este modo la idea de infinito. Un Matryoshka sin fin que nunca han visto, excepto en nuestra imaginación.


Eran

En consecuencia, los grupos de autoconciencia eran un mecanismo para  producir al mismo tiempo
verdad y organización, teoría y acción radical contra la realidad opresiva de género, y, por lo tanto, no eran ni una fase previa de análisis limitada en el tiempo, ni un fin en sí mismos.

Extracto de Marta Malo, “Prólogo", Nociones comunes. Experiencias y ensayos entre investigación y la militancia
Madrid, Traficantes de sueños, 2004 

mércores, 8 de febreiro de 2017

Que no me haga daño... unos versos de Natalia Litvinova.


que no me haga daño
mi propia piel
ser y humana
se ha vuelto un juego
de amarse en los espejos
de la luz apagada.

Natalia Litvinova

sábado, 28 de xaneiro de 2017

rusia no existe, parís no existe 

Natalia Litvinova 
(...) la búsqueda individual del placer en el trabajo se vuelve un poderoso obstáculo a cualquier intento de crear sinergias basadas en la comunidad o la colectivización del malestar.

Jaron Rowan 

mércores, 7 de decembro de 2016

You are fucked




Asegura ou non asegura algo a beleza? qué é a beleza? capital simbólico? o contrario.
capital erótico ... carnita rica?  simulacro de presa? ilusión de perfección? existe a perfección? ten que ver co corpo? qué é algo? traballo, cartos, saúde, amor? existe a felicidade? propicia a cantidade de beleza acumulada o que nos pasa? permite máis cantidade deses intres que recoñecemos como felices? é o enfoque de cómo os vivimos, a actitude, o que lle dan a súa esencia feliz? ten sentido falar de esencia para cun sentimento/situación que sinxelamente é muda? cánto ten que ver a melancolía coa ansia de perfección, perfección do instante, perfección do corpo? para as mulleres é importante a beleza interior? éo de verdade para elas? renta de verdade no mundo? é por iso ou é polo valor simbólico que lle damos ao belo froito da nosa educación sentimental? qué pasa coa anorexia, a anorexia como estado mental (chámalle dieta-chámalle yoga-chámalle meditación, limpeza ao fin e polo tanto perfección) no que levitan moitas mulleres, igual que moitos homes se introspectan pensando nun donut mentres lles falan?
Que falen as guapas.


-¿¿¿??? qué rayada... parece que te han dejado por una modelo, chama! 
- ;)  algo de eso habrá



[Reflexiones para unha ponencia sobre o fenómeno #sadgirls, a melancolía e a creatividade]

martes, 6 de decembro de 2016

Fucking sad

A raíz del programa de ayer de Salvados, reflexionábamos sobre este asunto tan delicado sobre salvarse a través del arte.
En el marco del proyecto #sadgirls, sobre el que llevo un tiempo leyendo para una ponencia de la que pronto os contaré, la artista Natalia Lobanova dice:
"Mi trabajo siempre ha sido una respuesta orgánica para deshacerse de la tristeza y la negatividad que puedo sentir. Es catártico. Tal y como llega al papel ya me siento alejada de él. En cierta manera, se convierte en algo físico, ya no está embotellado dentro de mí y puedo seguir adelante" (viene de aquí )
Pues bien, comentábamos Pacomio y yo que es peligroso identificar creatividad con supervivencia, como la de James Rhodes, ya que hay infinito número de personas que no se salvan a sí mismas con esta herramienta, y está el delicado tema de si lo que le salva a uno es crear en sí mismo o ser reconocido por lo que haces... (temazo atravesado por el capital y su hermano no tan guapo pero interesante, el capital simbólico). Porque el caso de Rhodes no ayuda mucho a verlo como un creador realizado, sino a ser un creador famoso...
Y es peligroso también identidicar creatividad con tristeza... esta última opción está relacionada con la de creatividad & drogas, crear a partir del impulso de. En el caso de la tristeza sólo unas pocas personas pueden tener energía-fuerza de voluntad... para a partir de ahí crear. No es ni la depresión (algo muy grave que en realidad te aisla e inmoviliza) ni la asumpción de un estado triste el que lleva a uno a querer salir del agujero y te permite hacerlo, es más bien o fuerza de voluntad (lo que a mí me gusta llamar orden y concierto) o una ideología (en sentido de "conjunto de ideas") la que le lleva a uno a la potencia del hacer y no del estar/contemplar/sentir culpa/victimizar.
Este bonito último ramo de conceptos tienen directamente que ver con la construcción de la subjetividad femenina. O sea, que la polémica está servida, por lo menos en mi cabeza...y así Spinoza, feminismo & análisis materialista de la realidad como puntos de apoyo en el estudio.
Seguiré leyendo y compartiendo, veremos a dónde nos lleva este viaje.

*

















Compredí que, un poema de Sandra Santana

Comprendí que
más rápido que la imaginación,
puesto que no necesita movimiento,
espera siempre oculto
                                                               en todos los lugares]
de un cigarro,
llamaban un instante luminoso
mi atención antes de consumirse.

Sandra Santana
Combustión lenta...

Por necesidade

luns, 5 de setembro de 2016

(de instituciones y autonomía)

¿Quiénes son los movimientos? ¿Se les puede llamar por teléfono?

Amaia Pérez Orozco



Marisa: no lo nuevo sino lo justo y lo emancipatorio
ir difuminando ese espacio intermedio entre lo que era movimiento e institución
No representadas
iniciar proceso de institucionalización  > no gobernar
sí medidas, pero éstas no pueden sustituir discusión política

Potencialidad colectiva pah
pero tb otras...
En lavapiés: políticas de confianza
no siempre y no todas, pero se trata de juntas> construir, improvisar, probar

Recursos normas espacios
para la gente, que se forme, se informe... nos llevará años, siglos>>> cambio
espacios e iniciativas que descoloquen
siempre situadas

Bea: importancia del debate público
sentido común radical.